Existen dos técnicas de trasplante capilar que consiguen muy buenos resultados: FUE y FUSS, pero ¿sabes cuál es la más adecuada para ti?

Qué es un trasplante capilar

Cuando hablamos de trasplante capilar hacemos referencia a los llamados microinjertos. Este tipo de cirugía menor se practica utilizando únicamente anestesia local. De este modo, el riesgo durante la intervención es muy bajo. Además, tiene la ventaja de ser indolora.

Antes de realizar cualquiera de las técnicas de trasplante capilar

Lo primero es acudir a una clínica capilar especializada y preguntar por los estudios capilares. En el caso de Corporación Capilar, este diagnóstico capilar es gratuito y sirve para detectar las causas de la alopecia y las soluciones para acabar con ella.

Una vez se programa la cirugía, hay una serie de recomendaciones antes del trasplante capilar que debes tener en cuenta, como no exponer tu cabeza al sol o no fumar. Es esencial consultar con el especialista tus dudas y seguir sus recomendaciones.

En qué consiste un trasplante capilar

La intervención de trasplante capilar tiene una duración aproximada de entre 4 y 7 horas. Esta duración varía en función de la técnica que se haya elegido y de la zona despoblada que haya que cubrir. Al tratarse de una cirugía de carácter ambulatorio, el paciente puede volver a casa un par de horas después de haberse realizado la intervención.

Durante un trasplante capilar, el primer paso consiste en la aplicación de la anestesia local. A continuación, el personal médico inicia el proceso de obtención de los folículos pilosos que harán de donantes. Estos se obtienen del propio paciente; generalmente de otras zonas de la cabeza que no se ven afectadas por las hormonas masculinas. Esto es, cabellos que no se debilitarán y caerán a lo largo de la vida. Suele tratarse de la zona posterior de la cabeza, bajo la coronilla, o los laterales.

Una vez que se han obtenido los folículos pilosos donantes, se inicia la implantación o trasplante capilar. Tanto en la zona receptora como en la zona donante se aplica la anestesia local. De esta manera, ni durante la intervención ni durante el posoperatorio, el paciente notará la sensación de picor o de dolor. Se logra así, también, la prevención del edema o inflamación severa de la región.

Técnicas de trasplante capilar

Existen diferentes técnicas de trasplante capilar. En las clínicas de Corporación Capilar nos aseguramos de elegir los métodos más efectivos y con los mejores resultados. Además, contamos con la más avanzada tecnología y las últimas novedades en regeneración y trasplante capilar.

Técnica FUE

La técnica que se utiliza para la realización de los injertos capilares es la FUE. Estas siglas equivalen a Extracción Folicular Suave. La técnica FUE es un proceso innovador que consigue un resultado muy natural. Otra de las ventajas principales de este procedimiento es que no deja cicatriz visible.

El proceso de recuperación tras el trasplante capilar es muy rápido. Los puntos se retiran en menos de dos semanas tras la intervención. El cuidado de la zona requiere únicamente de lavados diarios y de la aplicación de sprays específicos durante 3 días. Como complemento para evitar la inflamación o posibles infecciones de administran antibióticos y antiinflamatorios también durante 3 días.

Utilizando este método de trasplante capilar, el cabello injertado comienza a crecer entre las 6 y las 12 semanas posteriores. El proceso de crecimiento del pelo será el natural, por lo que el resultado será notable transcurridos unos 6 meses.

Al obtenerse el cabello implantado de zonas de folículos resistentes frente a la calvicie, lo normal es que el pelo no vuelva a caerse. La alopecia se produce porque el paciente cuenta con folículos débiles y con falta de nutrientes. Al realizar un injerto de otros sanos y resistentes, estos no tienen por qué caer.

Robot Artas y su implicación en la técnica FUE

La técnica de trasplante capilar FUE se realiza extrayendo cada folículo de manera individual. Con el mismo procedimiento, se injertan en la zona afectada por la calvicie. Esta intervención requiere de unos instrumentos quirúrgicos especiales, y que son, por el ejemplo, el robot Artas.

Se trata de una robótica de gran precisión que permite resultados naturales y sin cicatriz al realizar el trasplante capilar. Es también gracias a esta que se reduce considerablemente el tiempo de recuperación tras la intervención.

Las ventajas del robot Artas son la rapidez con la que se extraen las unidades foliculares y el bajo riesgo de ruptura del mismo durante el proceso. Además, permite trabajar con una gran precisión y se preservan los folículos de la zona donante.

El proceso consiste en realizar cinco fotografías con diferentes ángulos de la cabeza del paciente. Con el simulador 3D se desarrolla un prototipo con pelo nuevo, y se logra así valorar las distintas opciones existentes para la repoblación. Una vez que se ha establecido el número de injertos para cada zona y la dirección del trasplante capilar, se procede con el mismo.

Técnica FUSS o Técnica de la Tira

Dentro de las dos técnicas de trasplante capilar, la técnica FUSS es la tradicional. Consiste en extraer una tira de cuero cabelludo para, posteriormente, separar las unidades foliculares. Esta tira se extrae, de manera general, de la parte posterior de la cabeza o de los laterales y se trasplanta en las áreas que se quiere poblar.

Es un procedimiento rápido en el que no es necesario rasurar la zona donante. Cuando se emplea la técnica FUSS o de la Tira, queda una pequeña cicatriz en la zona donante. Al crecer posteriormente el pelo en la zona nueva, la línea con marca se vuelve imperceptible. Los resultados son naturales.

Por qué elegir nuestras clínicas para el trasplante capilar

En Corporación Capilar, además de estas dos técnicas de trasplante capilar, utilizamos otra técnica innovadora durante el preoperatorio del paciente. Aplicando el Láser LUCE se logra detener de manera temporal la caída del cabello. Se trata de un paso previo imprescindible antes de realizar el trasplante capilar. Con esta técnica se consigue preparar el cuero cabelludo para el procedimiento a realizar.

Gracias a todos estos procedimientos y a un excelente equipo de profesionales médicos, se garantizan los mejores resultados y la satisfacción del paciente. En Corporación Capilar ofrecemos una primera consulta gratuita para conocer su caso y explicarle las diferentes opciones de tratamiento.