Si no tienes un conocimiento exacto de lo que es la micropigmentación o no sabes a ciencia cierta de lo que trata, no te preocupes, puesto que te vamos a resolver en las próximas líneas todo lo que debes saber sobre la micropigmentación.

Se trata de una  técnica estética gracias a la cual podemos embellecer nuestra imagen, mejorar o corregir determinados rasgos de nuestra anatomía facial, tanto en hombres como en mujeres mediante la pigmentación de la piel.

¿De dónde viene esta técnica?

No exageramos cuando  decimos que tiene más de 8 mil años de antigüedad, y es que si hablamos de su predecesor, los tatuajes hablamos de una  técnica milenaria que  ha ido evolucionando a lo largo de la historia.

En concreto la micropigmentación tal y como la conocemos hoy se remonta al año 1850, en aquella época usaban esta técnica para disimular las cicatrices o las marcas de nacimiento.

Es en la Segunda Guerra Mundial cuando cobra fuerza y se establece como uno de los tratamientos favoritos para darle color y forma a cejas, párpados y labios. Como ves, aunque te pueda sonar a novedad es un tratamiento de belleza bastante antiguo.

Hoy en día podrás verlo en cualquier revista puesto que numerosas celebrities se han decantado por sus  numerosas ventajas. Entre ellas Naomi Campbell, Jennifer López o la  mismísima Rihanna.

En resumen, se trata de una aguja minúscula que va aplicando pigmentos en la zona deseada, encontrarás más  de 80 tonalidades diferentes con pigmentos hipoalergénicos,  de origen mineral y naturales.

¿Para qué sirve la micropigmentación?

Se trata de un maquillaje semipermanente muy similar a los tatuajes que consigue que estés siempre maquillada. Imagínate poder levantarte más tarde, no tener que perder tiempo en maquillarte y desmaquillarte cada día, que el maquillaje no  se te vaya ni en la playa.

La micropigmentación se ha convertido en la solución de mucha gente a la cual su trabajo le exige o para aquellas personas que quieran corregir pequeñas imperfecciones como labios desiguales, cejas poco pobladas…

Si hablamos de micropigmentación con cualquier persona, o buscamos  información sobre esta técnica seguramente nos  aparezca otro término al lado. Este es el del microblading.

¿En qué se diferencian micropigmentación y microblading?

El microblading es un tratamiento que se utiliza para repoblar aquellas cejas carentes de pelos o para reconstruirlas  totalmente. Es una técnica que  traza pelo por  pelo a mano y el resultado es un maquillaje semipermanente que dura entre un año y dos.

Mientras que este es manual, la micropigmentación se realiza con un aparato, el dermografo que  se encarga de implantar los pigmentos en una zona concreta de nuestro cuerpo (casi siempre cara) a nivel epidérmico.

Este maquillaje dura más tiempo, puede llegar a durar varios años, teniendo  en cuenta que el envejecimiento y la acción del sol pueden causar decoloración.

¿Cuáles son los tratamientos más pedidos en la micropigmentación?

1_La micropigmentación capilar.

Es el tratamiento ideal para todas aquellas personas que no tienen suficiente cabello en algunas zonas capilares o en toda la zona capilar, para poder conseguir un efecto de cabello que aunque no sea lo mismo que un injerto capilar, es mucho menos invasivo y por supuesto, no es tan costoso a nivel económico.

Además de darte un aspecto totalmente natural y conseguir un efecto visual de cabello, ayudará a tu autoestima y al no ser por cirugía, sólo son necesarias 3 sesiones.

2_Micropigmentación de labios.

Es otro de los tratamientos más  demandados, con el paso de los años  nuestros labios pierden  definición y volumen, con la micropigmentación corregiremos esto visualmente. Otorgamos a nuestros labios el grosor deseado y una mayor definición.

Se trata de una  zona bastante complicada, ya que hay tres tipos de pieles diferentes. El borde o perfilado, la semi mucosa y la piel del contorno labial por ello es muy importante que  el tratamiento lo hagan especialistas.

El diseño es importante no solamente para corregir imperfecciones o  definir el  contorno sino que también dependiendo del color y la  forma que elijamos podremos variar el rostro. Así podremos suavizar la línea de la mandíbula o disimular una nariz pronunciada.

3_Micropigmentación en ojos.

La tercera técnica más  demandada es la  micropigmentación de la línea del ojo. Gracias  de la cual  podremos corregir el el efecto de ojos caídos, rejuvenecer nuestra expresión  facial,  conseguir una mirada más expresiva o agrandar tus ojos si los tienes pequeños.

¿Qué trucos te recomendamos?

Acude siempre a profesionales que puedan aconsejarte sobre cuál es el diseño que mejor le va a la forma de tu cara y a tu personalidad (si eres una persona  discreta lo  más adecuado para ti serían tonos parecidos a tus labios por ejemplo).

Una vez que te hayas realizado la micropigmentación no  te olvides de aplicarte compresas frías de hielo para reducir las posibles molestias que puedas tener. Y  especialmente, evitar durante un mes la exposición de la zona tratada al sol.[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]