Las alergias en la piel no son incompatibles con la depilación láser.

Muchas personas tienen pieles sensibles, que se irritan con facilidad y son propensas a tener alergias a diferentes productos y sustancias. Una de sus grandes dudas es si podrán someterse a un tratamiento de depilación láser o les provocará algún tipo de reacción indeseada.

Pero la depilación láser en rangos generales y más habituales respecto a lo que alergias nos referimos, sólo está contraindicada en casos de fotosensibilidad, puesto que si la piel es demasiado sensible a la luz podría resultar quemada al ser sometida al tratamiento.

Por eso, si se padece lo que se conoce como alergia al sol, debe informar al médico que le realice la historia clínica, en Corporación Capilar siempre hay un equipo médico a disposición del paciente para cualquier duda que pudiera tener.

Asimismo, si se está tomando algún medicamento fotosensible (es decir, que convierte a quien lo toma en sensible a la luz durante la duración del tratamiento), el láser está completamente contraindicado, siempre deberá informar al técnico de depilación o al médico antes de cada sesión de la medicación que esté tomando en los días anteriores a su cita.

Para algunos tipos de alergias, el láser puede ser la solución

Pero existe un tipo de alergias mucho más común, que nada tienen que ver con la luz. Se trata de la sensibilidad a determinadas sustancias químicas que suelen estar presentes en lociones, perfumes, y por supuesto, en los productos depilatorios, tanto ceras como cremas.

Cuando una persona es sensible a alguna de estas sustancias, tiene verdaderas dificultades a la hora de depilarse: sufre irritaciones, picores, escozor, y en los casos más graves puede padecer un choque anafiláctico. Algunos pueden solucionarlo con determinados productos naturales, pero suelen ser mucho más caros, y a veces menos efectivos.

Por eso, antes que estar toda la vida pagando el doble que cualquier otra persona por depilarse, o sufriendo los efectos secundarios de los productos, que pueden no ser graves pero siempre son muy molestos, muchas veces la solución es depilarse con láser siempre bajo la supervisión del médico especialista.

Es imprescindible acudir a un centro médico como Corporación Capilar donde un facultativo estudia cada caso personalizadamente y certificará que el tratamiento no supondrá ningún problema.



Dejar un comentario