Así es, el tabaco causa la caída del cabello. Todas las sustancias que inhalas a través del humo de un cigarrillo llegan a tu sangre e impiden el funcionamiento correcto del folículo piloso y, en consecuencia, la formación de nuevo cabello.

Caída del cabello por tabaco

Fumar, perjudica a la salud, como se ha repetido en tantas ocasiones. Pero aunque no lo parezca y no nos demos casi ni cuenta, también afecta a nuestra imagen. Según los expertos, la nicotina y el humo del tabaco afectan indirecta y directamente a la caída del cabello. La caída del cabello por el tabaco es debido a la cantidad de sustancias tóxicas que puede contener un solo cigarro.

Por qué el tabaco causa la caída del cabello

Entre sus efectos nocivos, la nicotina altera las hormonas femeninas, produciendo atrofia cutánea y sequedad, y favoreciendo de este modo la pérdida de cabello. Además, el humo del tabaco acelera el envejecimiento prematuro de la piel y, por igual, el del cuero cabelludo, al recibir sus elementos químicos, los cuales dañan directamente las membranas de las células.

Y, aparte, fumar disminuye la capacidad sanguínea para transmitir oxígeno a los tejidos, uno de los factores más nocivos e implicados directamente en la caída del cabello.

Si dejo de fumar, ¿mejorará mi pelo?

No fumes y, sin duda, mejorará tu pelo, ya que ganará vitalidad. No se te secará tanto la cutícula, ni tendrás frágil la fibra capilar, entre muchas otras ventajas relacionadas con tu salud y tu estética. Sin mencionar los beneficios relacionados con el cabello, sobre todo para aquellas mujeres y hombres que sufren alopecia.

Si quieres, puedes

Si realmente deseas dejar el tabaco, entre otras razones para conseguir evitar la caída de tu cabello, puedes lograrlo. Te animamos a acudir a nuestras clínicas capilares en Barcelona, Madrid y Sevilla, donde los especialistas de Corporación Capital te harán un diagnóstico capilar y analizarán tu cabello. El objetivo es frena la calvicie a tiempo.

¿Eres joven y se te cae el pelo? Descubre cómo parar la alopecia juvenil

Una ayuda extra

Para conseguir un pelo sano y fuerte, además de dejar de fumar, debes seguir unos cuidados diarios:

  • Protege la salud capilar de tu pelo: lávalo con un champú apropiado y así eliminarás cualquier sustancia residual que haya podido dejar el tabaco.
  • Lleva una dieta rica en alimentos que contengan vitamina C para contrarrestar los radicales libres negativos.
  • Evita productos químicos o excesivamente agresivos de belleza, muy habituales pero que no hacen más que empeorar el cuero cabelludo y la cutícula, como la laca o la gomina.


Dejar un comentario