Estás en:
Inicio > Blog > Diferencias entre injerto capilar, trasplante capilar e implante capilar
Noticias

Diferencias entre injerto capilar, trasplante capilar e implante capilar

Publicado por Sonia Fernández el 20 de noviembre de 2020 - Última actualización el 20 de noviembre de 2020

Uno de los factores que más repercuten en nuestro atractivo y que más afectan a nuestro estado emocional es la calvicie. Por ello, tanto mujeres como hombres buscamos una solución eficaz para un problema que puede llegar a tener un efecto psicológico muy importante. Como resignarse no es una opción en el siglo XXI, el injerto capilar es una de las mejores soluciones que podemos ofrecer en el campo de la cirugía.

¿Qué es el trasplante capilar?

El trasplante capilar data del año 1959, pero, a pesar de que es algo bastante novedoso, ha sufrido multitud de avances que han propiciado el éxito y la revolución en el sector gracias a unos resultados inmejorables.

Hay tres métodos de extracción e implantación que ofrecen grandes resultados:

FUSS o Follicular Unit Strip Surgery

La técnica FUSS es el trasplante original y que no preserva la apariencia natural del cabello de los pacientes. La extracción de los folículos se hace en forma de tira y es necesario ayudarse de un bisturí para realizar una incisión longitudinal en la zona posterior del cuero cabelludo. Posteriormente, se disecciona la muestra según las unidades foliculares obtenidas y se implantan en la zona seleccionada. Este proceso suele durar entre 6 y 7 horas y es necesario utilizar anestesia local.

FUE o Follicular Unit Extraction

Es el método que más recomendamos, porque es una técnica mejorada y con la que se consigue una apariencia natural. Con el método FUE e extraen los folículos, uno a uno, con ayuda de un instrumento quirúrgico, no se producen cortes ni cicatrices y, en caso de que quede alguna marca, desaparece a los diez días. Su proceso de curación es muy rápido y es mínimamente invasivo. La intervención puede durar hasta 10 horas, en función de la cantidad de unidades foliculares que se extraigan y se implanten. Es un proceso de ejecución más lento porque se realiza el trasplante folículo a folículo de forma manual.

FUE Robótico

Es el método más vanguardista, ya que se emplea un brazo robótico para extraer las unidades foliculares del cuero cabelludo y para su posterior injerto en la zona despoblada.

Diferencias entre injerto capilar, trasplante capilar e implante capilar

Como ya hemos visto, el injerto capilar y el trasplante capilar son lo mismo. Están caracterizados por la retirada de multitud de unidades foliculares (pueden ser hasta cinco mil) de las áreas más pobladas y densas de nuestro cuero cabelludo que, posteriormente, se implantarán en las zonas que están más despobladas.

Por regla general, la extracción se realiza de los laterales o de la nuca y se suele implantar en la zona superior de la cabeza. Es necesario contar con un equipo médico especializado en este tipo de intervenciones para que no haya problemas a la hora de realizar con precisión la extracción de los folículos y su posterior implantación. Este es uno de los principales motivos por los que no recomendamos ponerse pelo en Turquia.

Como se trata de un trasplante de cabello del propio receptor, no existirá rechazo y el pelo implantado crecerá a un ritmo normal y natural. Los resultados podremos observarlos entre los seis y ocho meses posteriores a la cirugía capilar.

Por otro lado, el implante capilar consiste en colocar cabello artificial en unos folículos que están muertos. Esto quiere decir que, a pesar de que el efecto se pueda percibir de inmediato, el cabello nunca crecerá. Dicho de otro modo, en el caso de que un pelo sintético de estos se arranque o se caiga, la única solución viable es volver a implantar otro cabello nuevo.

Hay que tener en cuenta que el cabello sintético puede ser rechazado o provocar algún tipo de infección en el cuero cabelludo. Esto también puede suceder si el pelo que implantamos es de otra persona.

¿Cuál ofrece mayores beneficios?

Ahora que ya hemos explicado ambas opciones, es más sencillo tomar una decisión sobre qué tipo de información solicitarnos al equipo médico especializado escogido cuando realicemos la primera valoración.

En definitiva, tanto el injerto capilar como el implante están destinados a neutralizar las evidencias de la calvicie. Esto no es solo un tema estético, sino que puede ser clave en la autoestima de una persona. Por eso, ponte en contacto con nuestro centro médico más cercano, te recuerdo que tenemos centros de depilación e injerto capilar en Madrid, Barcelona y Sevilla y te daremos nuestro experto consejo para tu caso concreto.

 

Contenido revisado por el equipo médico de Corporación Capilar - Última modificación 20/11/2020

15 años de experiencia
15 años de experiencia

Somos la primera clínica especialista en soluciones de pelo y vello.

Tratamientos realizados por médicos
Tratamientos médicos

Todo tu tratamiento bajo el estricto control de nuestros especialistas médicos.

Financiación en 12 meses
Financiación en 12 meses

Financiación gratuita hasta 12 meses con solo gastos de apertura.