PARTICULARIDADES DE LA DEPILACIÓN LÁSER EN HOMBRES

Vota si te ha gustado

Jueves, 14 de mayo de 2009

sala-espera-corporacion-laser-parquesur

Es realmente importante como en los últimos años se ha experimentado un auténtico auge en el interés por la depilación láser de los hombres.

Es verdad, que ni las zonas reclamadas ni la respuesta del tratamiento es la misma en un sexo que en otro. Si en las mujeres causan furor la depilación de axilas e ingles, así como del facial, en la depilación de hombres, la gran estrella es, sin ninguna duda, la espalda, seguida del tórax y abdomen y la barba.

Sin embargo, es verdad que la espalda es de las zonas del cuerpo masculino donde los resultados son algo más lentos. Esto es debido a que es una zona hormonodependiente, es decir, que se produce una estimulación leve del pelo desde los 20 hasta los 40-45 años; así, aunque eliminemos folículos con el láser, siempre habrá un pequeño porcentaje de folículos dormidos que se verán activados por dicha vía.

Es cierto que dicho pelo siempre saldrá mucho más débil que si no se hubiera hecho nunca el láser en la zona. Otro dato importante es que el grosor de la dermis en la espalda puede llegar a ser de 1 cm, dificultando así la acción del láser. En definitiva, todo hombre debe saber que al hacerse la espalda, sobre todo si es joven, tendrá que hacerse sesiones de repaso cada año y medio hasta cumplir los 40-45 años.

Una diferencia del hombre con la mujer es que el hombre, al tener él una mayor densidad de pelo que ella, los efectos en las primeras sesiones son mucho más llamativos, ya que la pérdida en estas primeras sesiones es muy importante.

Y, como el que esto escribe es hombre, un factor a tener en cuenta en la depilación láser masculina es la resistencia al dolor. Aunque es verdad que el láser es general muy bien tolerado, tanto la gran densidad de pelo en el hombre, con la poca frecuencia (si alguna) con la que nos depilamos con procedimientos molestos (cera, eléctrica) hace que seamos más sensibles al láser y necesitemos más anestesia tópica, y como un paciente me dijo hace poco, necesitaba un láser más suave que el que utilizaba su mujer.

Dr. Juan Ruiz Alconero
Médico de Corporación Capilar